Ferrari trabaja en la eficiencia del combustible.

La gasolina está resultando ser un verdadero quebradero de cabeza para Ferrari de cara al próximo Mundial en que Fernando Alonso se estrenará como piloto de la marca de Il Cavalino Rampante.

El problema es que los motores Ferrari consumen hasta 10 litros más de combustible que los Mercedes de Hamilton y Schumacher o los Renault. Este hecho hasta el momento no resultaba ser ningún handicap destacado pero ahora, con la nueva normativa que prohíbe los reportajes en carrera, el tema del consumo resultará vital de cara al triunfo final.

Si el motor consume menos significa que para cubrir la misma distancia necesita menos kilos de combustible, y 10 kilos suelen significar tres o cuatro décimas de ventaja en tiempo por vuelta, por lo que hasta casi la mitad de la carrera el Ferrari no se igualaría con los demás monoplazas de menor consumo.

Además, consumir menos te da la opción también de hacer el gigantesco tanque para el combustible que se necesitará este año algo más pequeño que el del resto y como el diseño del nuevo depósito condiciona también el desarrollo del chasis hace que éste también sea un apartado a tener en cuenta.

Visto el panorama, éste, el del consumo de gasolina, es un tema que preocupa y mucho a Ferrari. Precisamente por esto la marca italiana ha cambiado la jefatura del departamento de motores y ha puesto a Luca Marmorini en el cargo en substitución de Gilles Simon, con el objetivo de exprimir al máximo el motor.

"El consumo de gasolina es verdad que este año es fundamental no sólo vinculado al motor sino a la estrategia de carrera. Estamos trabajando muy duro con Shell y estamos en el camino justo para solucionarlo, pero desde luego va a ser otro campo de enfrentamiento deportivo muy claro", ha explicado, en declaraciones al diario Marca, el jefe de Ferrari, Stefano Domenicalli. "Claro que hay tiempo para arreglar el problema, antes de Bahrein estaremos listos", ha sentenciado el responsable de la marca italiana.

Sin embargo, Ferrari se está encontrando con graves problemas en este terreno ya que, con los motores congelados por reglamento desde la temporada 2008, el margen de mejora de los italianos está siendo minúsculo, al no poderse tocar el bloque motor.

Eso sí, a pesar de todo lo explicado, no todo son malas noticias para el equipo de Ferrari. En declaraciones al mismo diario, el ex jefe de motor de Renault, Dennis Chevrier, ha arrojado una luz de esperanza en este tema y ha asegurado que el consumo de gasolina no tiene porque ser decisivo teniendo un piloto como Fernando Alonso en el equipo. "Las manos del piloto en el ahorro de gasolina son más importantes de lo que mucha gente cree. Saber pilotar al 98% ahorra gasolina y el tiempo no se resiente. Un piloto inteligente puede sacar más de donde hay menos, e igual no necesita tanta gasolina antes de iniciar la carrera", ha explicado el ex miembro de la escudería francesa.

De momento, el nuevo ferrari sigue en el túnel del viento y Domenicali no parece preocupado por el tema del consumo de combustible y se muestra optimista: "La verdad del coche se verá en pista y no el primer día, sino más bien en el último test de finales de febrero. Yo creo que el coche será competitivo sí, y ganador... ".

El 1 de febrero en Cheste Felipe Massa será el encargado de debutar con el nuevo Ferrari. Será entonces cuando se vea como funciona el nuevo monoplaza de la escudería italiana.
» Fuente: Motor 21

0 comentario/s:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Ir Arriba  Visita: SF Rosso Corsa